Logotipo formacion e-learning

DEFINICIÓN DE PLATAFORMA VIRTUAL

Podemos definir una LMS o plataforma como un:

Según esto, una plataforma debe incluir al menos:

- la gestión administrativa (matriculación del alumnado, asignación de personal de tutorización, configuración de cursos, etc.),
- la distribución de los contenidos formativos,
- la comunicación entre alumnado y equipo tutorial, y
- el seguimiento de la acción formativa de los formandos.

 Como decíamos en la Introducción, conectado con estos términos, encontrábamos también el término LCMS, y de una forma muy sencilla podemos definirlo como un:

Los contenidos (específicamente se denominan Objetos de Aprendizaje) creados se guardan en un espacio que se denomina repositorio (almacén de contenidos formativos) para que puedan usarse tantas veces como se quiera. [1]

Estas plataformas tecnológicas se instalan en un servidor interno o externo, y a partir de ellas se pueden crear verdaderos entornos de enseñanza-aprendizaje.

Cuando nos enfrentamos a la elección de una plataforma la primera consideración es si crear una plataforma propia o elegir una de las muchas que ofrece el mercado. Con respecto a esta cuestión, si bien no se puede generalizar, la segunda posibilidad es la más extendida, porque normalmente el desarrollo de una plataforma propia supone una gran inversión de dinero y de tiempo, y con miras hacia el futuro, actualizar sus servicios integrando nuevas herramientas o posibilidades, siempre será más difícil.

Así pues, las plataformas de e-learning son ofrecidas habitualmente por consultoras y empresas de servicios como un producto a personalizar estéticamente y administrable por una persona con conocimientos de usuario/a de Internet.

A partir de estas plataformas se configuran los EVEA (Entorno Virtual de Enseñanza-Aprendizaje); en la mayoría de los casos son fieles reproducciones de los contextos educativos presenciales con aulas, secretaría, biblioteca, espacios de intercambio de información y trabajo colaborativo, incluso zonas de ocio como cafeterías, en definitiva, forman un reflejo bastante real de un entorno educativo presencial.

Hay quien considera EVEA un sinónimo de LMS, pero no es correcto, pues el concepto deEVEA integra el LMS, pero también el entorno de usuario/a, los contenidos con sus actividades y cronogramas, e incluso a las personas partícipes de la formación y gestión.


[1]

En la Unidad Didáctica 8 de este Módulo se dará una breve pincelada sobre ambos términos, y en el Módulo VII se estudiarán más ampliamente conectados al tema de SCORM y elaboración de contenidos de aprendizaje.


Volver